La pareja de al lado.

De pronto facebook se llena de la portada de este libro, empiezas a oír lo que dicen de ella e inevitablemente te entra curiosidad, así que te pasas el fin de semana enganchada a dicha historia.

Si algo tengo que reconocerle a este libro es que te atrapa, no solo por saber quién es el malo sino por descubrir que pasa con la pequeña de seis meses, pero… hasta ahí.

En todo el libro no he encontrado un personaje con el que empatizar, no me he emocionado, no he sentido el dolor de la pérdida, ni la fuerza para encontrar al bebé, las sensaciones parecen deslavadas, quizás por las circunstancias de la madre, tal vez por las mías propias porque no puedo entender que la dejaran sola en casa.

Seguramente si no fuera madre lo vería de otra manera, pero lo soy y sin querer desde el primer momento, no he comprendido que la dejaran allí en su cuna, por muchas veces que fueran a verla. Después, a medida que avanza la historia, se van desvelando detalles que hacen presagiar un desenlace fatal, se descubre como el egoísmo es más fuerte que el amor, como hay gente sin escrúpulos capaz de todo, como los secretos y las mentiras son más importantes que la lealtad.

Ninguno de los personajes se salva haciéndoles muy reales, con sus luces y sombras, pero a la vez muy egocéntricos, a excepción de la madre de ella, que es capaz de esconder sus demonios para no añadir dolor al momento.

Así qué, en definitiva, es un libro que no voy a releer, que recomiendo para pasar un rato, pero poco más, al menos a mi modo de ver.

Esta vez si, última novela de enero y empiezo febrero con una saga que promete mucho, espero que no me defraude, os lo contaré.

 

Sinopsis.

Tu vecina te dijo que preferiría que no llevaras a tu bebé de seis meses a la cena. No es nada personal, simplemente no soporta sus llantos.

Tu marido estaba de acuerdo. Después de todo, vivís en la casa de al lado. Podíais llevaros el monitor infantil y turnaros para pasar a verla cada media hora.

Tu hija dormía cuando fuiste a comprobar por última vez. Sin embargo, en este momento, mientras subes corriendo las escaleras hasta su habitación envuelta en un absoluto silencio, confirmas que tu peor pesadilla se ha hecho realidad: ha desaparecido.

Nunca antes habías tenido que llamar a la policía. Ahora están en tu casa y quién sabe lo que pueden llegar a descubrir.

¿De qué serías capaz cuando has sobrepasado tus límites?

La encontráis en Amazon, la casa del libro, el corte inglés, fnac…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s